Nuestra primera experiencia en un jardín de nieve fue la temporada pasada 2017/2018 en la estación Formigal.

La estación nos queda a 4h y media desde Santander, una distancia perfecta para un fin de semana largo, así que aprovechamos una pequeña nevada que cayó en el Puente de la Constitución para pasar unos días en los Pirineos.

Cogimos alojamiento a través de la aplicación Airbnb en el pueblo de Biescas, a 23 km de la estación, muy recomendable para el aprés-sky por el ambiente que se vive en el pueblo. Cafeterías, restaurantes, música en vivo, una pequeñita plaza para que jueguen los pequeños, tiendas…

Normalmente me gusta quedarme en sitios que tengan ambientillo y te permita salir a tomar algo por la tarde o darte una vuelta amena.

Biescas está genial si vais a esquiar en Formigal y los precios de los alojamientos son bastante más económicos que a pie de pista.

Formigal se compone de varias zonas, Panticosa, Cantal, Sarrios, Anayet y Portalet.

El jardín de nieve está situado en la zona de Anayet. A pie de pistas. El acceso es directo desde el parqking de Anayet.

Es de lo pocos jardines del pirineo que admite bebés. Desde los 4 meses.

Dispone de zonas específicas y actividades diferenciadas por edades. Para nosotros fue ideal, ya que India iba con 16 meses.

Los niños deben ir equipados con su mochila, toallitas y pañales, ropa de cambio y ropa de nieve por si salen a jugar al exterior.

El jardin de nieve de Anayet dispone de una amplia zona exterior con cinta transportadora exclusiva para los niños mayores de 3 años, es genial porque así pueden disfrutar de pequeños descensos y tener su primer contacto con la nieve. Al ser tan pequeñita India no tuvo salidas al exterior, pero en el interior, calentitos no pararon de bailar, pintar, cuenta cuentos… los más pequeñitos disponen de hamacas para sus siestas.

Nosotros solemos contratar medio día. Nos gusta esquiar a primera hora de la mañana y comer más tranquilamente todos juntos.

Para India en esos días contratamos la media jornada matutina. Normalmente el precio de un jardín de nieve es equivalente al precio de un fortfait. Existe la posibilidad de servicio de comedor pagando un plus, este servicio de comidas se presta entre las 13:00 y las 14:00 horas. Para los bebés entre 4-6 meses el periodo máximo son 4 horas/día y no se presta servicio de comidas.

Creo que es una suerte poder contar con un servicio de jardín de nieve en las estaciones, los niños suelen estar encantados y permite a los padres esquiar con tranquilidad sabiendo que están disfrutando en buenas manos de profesionales.  

 

A %d blogueros les gusta esto: